Elevando mi confianza: en el pedir está el dar… ¡y el alcanzar!

Siempre que nos fijamos una meta, podemos pensar en nuestra responsabilidad de hacer todo lo posible por lograrla.  En ocasiones las metas que nos fijamos son bastante altas, y por lo mismo, nos provocan mucha ansiedad.

 

Best Friendship

Una forma de reducir esta ansiedad y a la vez, no desistir de metas que pueden parecer muy grandes es la de aprender a pedir.  Es cierto que la responsabilidad de nuestras metas es sólo nuestra y por lo mismo debemos tener todas las actividades que haya que hacer en nuestra mente y nuestras agendas.  Pero eso no quiere decir que todo lo debamos hacer nosotros.  Y es justamente eso lo que nos permitirá pensar en alcanzar metas muy superiores a nuestras habilidades.

 

Es una obligación moral para con nosotros mismos el aprender a tener relaciones sociales con varias personas, de distintas extracciones y con distintas habilidades.  Estas relaciones de amistad nos permitirán conocer distintos enfoques sobre cómo hacer las cosas, además de que nos facilitarán el llevar a cabo las actividades que nos lleven a lograr nuestros objetivos.  Por ello es de suma importancia cultivar nuestras amistades, no con fines exclusivos de obtener beneficios materiales, sino para enriquecer nuestro entorno.

Se dice que el éxito de una persona es el promedio del éxito de las cinco personas más cercanas a uno, lo que quiere decir que si nuestro círculo más allegado es un círculo de triunfadores, entonces nosotros estaremos encaminados al triunfo.  En cambio, si nos rodeamos de personas que no acostumbran exigirse a sí mismas, nos mal acostumbraremos a no exigirnos lo suficiente para alcanzar nuestros sueños.

Así que, lo mejor que podemos hacer para facilitarnos las tareas que llevemos a cabo es rodearnos siempre de buenos amigos, que sean hábiles, inteligentes, sociables y primordialmente, que tengan ánimos de ayudar.  Y obviamente, nosotros también debemos aprender a ser cooperativos, a ofrecer ayuda sin esperar nada a cambio y a estar ahí cuando los amigos nos necesiten.  De este modo conseguiremos relaciones verdaderas y de larga duración.  Y otro beneficio secundario de tener muchos amigos, es que a su vez ellos tendrán más amigos, gente que aunque no esté directamente relacionada con nosotros, en alguna ocasión podrán ser de ayuda.  Ellos a la larga aumentarán también nuestro círculo de amigos y por ende, nuestra capacidad de crecimiento para alcanzar el éxito.

¿Qué amigos tienes? ¿Te gusta celebrar con ellos?

Enhanced by Zemanta
Anuncios

Un comentario en “Elevando mi confianza: en el pedir está el dar… ¡y el alcanzar!

  1. Pingback: 3 Sencillos cambios que te catapultarán al éxito | Exito para tu vida

Déjame saber tu opinion

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.