Elevando mi confianza: ¿cómo saber quién soy ahora?

Durante un día tenemos un montón de ideas, experiencias e impulsos que nos fuerzan a tener un estado emocional u otro.

 

Jet spray

Nuestro abismo emocional (Photo credit: mmeida)

¿Alguna vez te has preguntado porqué hay días en los que te va mejor que en otros? La respuesta a esta pregunta es el secreto mejor guardado por los seres humanos más exitosos.  Tener claro nuestro estado emocional en el momento en el que nos encontramos nos permite saber cómo tendemos a actuar.

 

Imagina por un instante aquella vez que te desvelaste por tener que estudiar para ese importantísimo examen, o tal vez porque el trabajo que tenías pendiente se acumuló tanto que no pudiste dormir suficiente y de todas formas tuviste que madrugar.  ¿Cómo te sentías? ¿Qué pensamientos ocupaban tu mente la mayor parte del tiempo?  Si eres como yo, lo más probable es que te hayas sentido muy indispuest@, sin ganas de emprender algo nuevo, y sobre todo, muy irritable. Las cosas que normalmente te molestan pero alcanzas a tolerar, cuando duermes mal se magnifican en nuestro interior y nos hacen sentir un desagrado espantoso.  Seguramente tuviste algún disgusto con un colega o un amigo.

En cambio, si tuviste una de esas noches increíbles en las que cerraste los ojos y cuando los volviste a abrir ya era hora de levantarte, tienes la energía de una batería recién desempacada y el tiempo transcurre muy lento porque haces todo como en cámara rápida.  ¿Cómo son tus pensamientos? ¿Qué sentimientos tienes?  Por lo general, nos sentimos vivos, con ganas de comernos el mundo a puños, podemos soportar todo tipo de insultos, tanto los que nos hacen de forma conciente como inconciente y nada nos distrae de nuestro buen humor.

Esto es parte de la naturaleza humana.  Somos un enorme conjunto de emociones y pensamientos que en buena medida se agrupan en función de cómo se encuentra nuestro cuerpo.  Cuando nos enfermamos, tendemos a sentirnos deprimidos e incapaces, con mucha propensión a enojarnos.  Cuando estamos sanos y frescos, tenemos un humor genial y todo lo que ideamos se lleva a cabo fácilmente.

Y lo mejor es que también se puede aplicar en el sentido inverso: si pensamos que somos unos fracasados, incapaces de conseguir nuestros objetivos, nuestras emociones serán de tristeza, depresión y miedo, lo que nos llevará a tener una postura física de “autoprotección”, los hombros caídos, la cabeza agachada y la espalda encorvada.  Incluso puede ser que nos comencemos a sentir enfermos o cansados.  Pero si nuestra mente es invadida por pensamientos de grandeza, creemos en nosotros y nuestras capacidades, entonces las emociones que nos invadirán serán alegría, emoción y entrega.  Nuestro cuerpo se mostrará alto, erguido y seguramente aparecerá en nuestro rostro una maravillosa sonrisa. ¿Te ha pasado?

Por eso es conveniente que cuando tengamos un respiro dentro de nuestra rutina, cuando nos sintamos cansados o cuando las cosas nos estén saliendo mal, hagamos un alto y revisemos estos 3 aspectos: ¿qué pensamientos ocupan mi mente? ¿qué sentimientos tengo de mí mismo y de los demás? ¿qué postura tiene mi cuerpo?

Hacer esa revisión constantemente durante el día nos permitirá recuperar el buen camino, si comenzamos a fallar, o a enojarnos y a causar discordias, podemos revisar qué es lo que causa este estado emocional y corregir el rumbo para recuperar el buen humor y conseguir armonía con la gente que nos quiere y nos puede ayudar.

¡Eso si!  No se vale justificarnos diciendo que dormimos mal o que estamos enfermos para tratar mal a los demás, en lugar de eso, concéntrate en hacer las cosas que te causen el menor disgusto mientras puedes descansar y reponer las energías que te hacen falta.

¿Qué pensamientos están llegando a tu mente? ¿Qué emociones y sentimientos estás experimentando?

Enhanced by Zemanta
Anuncios

Déjame saber tu opinion

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.